Seasons after fall, análisis; artístico y cautivador

Publicado el 28 Mayo, 2017 en Indie

Seasons after fall es un original videojuego indie donde manejamos a un zorro que va adquiriendo poderes para cambiar las estaciones del año en su entorno; conoce el análisis de esta fantástica aventura pintada a mano y que particularmente disfrutarás si te gustan los videojuegos tranquilos y de plataformas en 2D.

Seasons after fall es el tercer videojuego de los estudios franceses Swing Swing Submarine. Está disponible desde el pasado 2 de septiembre del 2016 en PC y este mes de mayo ha llegado tanto a PlayStation 4 como a Xbox One.

Así es la historia de Seasons after fall

En Seasons after fall encarnamos a un simpático zorro salvaje, quien busca resolver un dilema en la región donde habita. El gran problema es que las estaciones del año ya no está cambiando como lo hacían antes. Por lo que deberemos buscar a los Guardianes de las Estaciones para averiguar que está pasando y volver todo a la normalidad.

El videojuego se desarrolla con un estilo horizontal de plataformas en 2D. Aunque también cuenta con múltiples escenas intermedias finamente animadas, con un estilo bastante peculiar y original que le da un toque artístico a la aventura.

Desde los primeros pasos notarás que no estás ante un videojuego convencional; pues efectivamente los dibujos fueron en su totalidad pintados a mano. Esto genera una atmósfera única con un estilo natural y que es capaz de deslumbrar en múltiples momentos del juego.

Seasons after fall es un videojuego para disfrutar sin prisas. No está diseñado para estresarte y buscar romperte la cabeza, no. Al contrario es una experiencia que se logra disfrutar de forma peculiar pues nuestro zorro tampoco tiene mayores amenazas que atenten contra su vida, por lo que principalmente estaremos pensando en como resolver los puzzles planteados, al tiempo que vamos recorriendo coloridos y fantásticos escenarios cuidados con gran esmero.

Estaciones que cambian

Las habilidades de nuestro zorro en un inicio son bastante simples, esencialmente correr y saltar como cualquier cánido. E incluso con algunas limitantes entendibles, como el hecho de no poder saltar cuando estamos en agua o pantanos, y también un tanto torpe al deslizarse por el hielo.

No obstante que conforme avancemos en nuestra aventura y conozcamos a los diferentes Guardianes, estaremos adquiriendo también el poder para cambiar las estaciones del año a nuestro alrededor. Aquí es donde radica gran parte del sentido del juego. Pues para poder ir superando los desafíos planteados debemos aplicar la estación correcta para resolver los puzzles.

Por ejemplo, el invierno nos puede ayudar a congelar un paso de agua que sería intransitable en otra estación. El verano nos puede ayudar a florecer plantas indispensables para poder alcanzar una plataforma elevada. La primavera puede incrementar el caudal de agua de un río. O en el otoño podemos hacer crecer enormes setas que nos ayuden a alcanzar un lugar de difícil acceso.

En este tipo de puzzles se basa gran parte del juego, aunque también tenemos otros que le otorgan cierta variedad y donde principalmente se llegan a involucrar también diversos seres de la naturaleza a nuestro alrededor. Aunque ninguno de los desafíos son demasiado complejos, lo cual lo hace también un título apto para toda la familia.

Un videojuego realizado con esmero

Cabe destacar que tampoco se cuenta con un mapa, por lo que debes desarrollar también un intuitivo sentido de orientación. Pues hay situaciones donde deberás recorrer zonas ya antes vistas, aunque con la particularidad de que pueden ser estaciones totalmente distintas, pueden aparentar ser un lugar muy diferente.

Entre los detalles en contra que tenemos que reconocer está el mando del juego. Pues los controles por momentos se llegan a percibir un tanto imprecisos, más aún en situaciones donde se requiere mayor precisión. También pudiera parecer un tanto monótono después de un rato; no obstante que las escenas animadas le otorgan cierta variedad a la historia.

De forma personal también nos parece genial la banda sonora compuesta en su totalidad por un cuarteto de cuerdas que fue grabado en vivo. Aunque también debemos reconocer que quizás este estilo no sea del agrado de todos los gamers. Esto es un detalle que puede aparentar ser más lenta la historia, pero en realidad está muy acorde con el ritmo apacible y natural que se trata de impregnar en cada detalle.

Conclusiones

La aventura no es demasiado extensa, pero las aproximadamente 4-6 horas que te llevará completar la campaña, nos parece que son acordes a su costo, el cual también es bastante accesible. Puedes descargarlo de plataformas como Steam a 14.99 euros; plataforma donde está siendo muy bien valorado por los gamers. Quienes le han dado mejor calificación que el promedio que tiene de parte de la crítica especializada en Metacritic. También tiene su grado de rejugabilidad si buscas completar todos los coleccionables.

Seasons after fall se encuentra doblado al francés, inglés y alemán. No obstante que también está disponible con interfase y textos en castellano, por lo que se vuelve bastante asequible para los hispano parlantes. Un título indie original, tranquilo y que disfrutarás si te gustan este tipo de videojuegos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que aceptas el uso que hacemos de las cookies. Política de cookies.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies